Tiempo Libre

Los dientes necesitan cuidados en Navidad

Expertos recomiendan cepillarse al menos tres veces al día y a la hora de ir a dormir / Foto: Internet

Con la llegada de la temporada navideña, es posible que se presenten cambios en la rutina alimentaria y se incremente la ingesta de dulces y otros alimentos que pueden afectar la salud de los dientes.

El odontólogo Pedro Brito, cuya consulta está ubicada en Puerto La Cruz, explicó que el aumento del consumo platillos elaborados con harinas y otros carbohidratos, comunes en las fiestas, representa a su vez un incremento considerable en los niveles de azúcar, lo que puede dar lugar a la aparición de caries.

Por esto, señaló que es importante prevenir y prestar una mayor atención al cuidado bucal durante diciembre.

Recomendaciones
Según la también odontóloga Fabiola Rodríguez, las visitas a su consulta aumentan después de las fiestas navideñas por múltiples motivos.

En primer lugar, indicó que ciertos alimentos tradicionales, como los turrones, pueden causar problemas debido a que son duros de morder y es posible que produzcan daños en las piezas dentales, los brackets o las dentaduras postizas.

Otros enemigos de los dientes son las harinas, galletas, panetón y tortas, que tienen un alto contenido de azúcar y actúan más rápido en la aparición de caries ante una falta de higiene adecuada, algo que, de acuerdo con Rodríguez, es común en la época navideña debido a las reuniones y fiestas que alteran la rutina.

“Esto hace que la dentadura sufra más de la cuenta. Se come mucho entre horas y a menudo fuera de casa, lo que dificulta el cepillado después de cada comida”.

La experta afirmó que, en ocasiones, la limpieza se realiza deprisa o se sustituye con un enjuagado. También se obvia el uso del hilo dental, lo que facilita que los restos de alimentos se acumulen en los espacios interdentales, favoreciendo el incremento de la placa bacteriana.

Reglas básicas
Los especialistas dieron algunas indicaciones que se deben tener en cuenta para la temporada decembrina:

-Cepillado: Después de cada ingesta de comida y, al menos, tres veces al día, es necesario cepillarse los dientes durante un mínimo de dos minutos. Además, se debe completar esta práctica con el uso de hilo dental, en especial antes de acostarse.

Para evitar que las bacterias actúen sobre los dientes, los expertos aconsejan cambiar el cepillo dental cada tres meses, o siempre que las cerdas hayan perdido la forma y estén despuntadas.

Atención a los dulces: Las golosinas pegajosas y caramelos masticables crean muchos problemas de inflamación, sobre todo en los niños y adultos que posean aparatos de ortodoncia. En el caso de comer turrones, muerda con cuidado, ya que puede dañar los dientes, el esmalte o incluso la ortodoncia. Si nota demasiada presión, mejor descártelos.

-Bebidas carbonatadas: Los jugos de naranja, limón y las bebidas carbonatadas (como los refrescos) descalcifican el esmalte de los dientes y provocan un desgaste prematuro. Otras como el café, el té o el vino tinto pueden teñirlos. Por esto, es recomendable limitar su consumo o, al menos, cepillarse los dientes después de ingerirlos.

Cuidado con el alcohol: Las bebidas alcohólicas son dañinas para los dientes y pueden provocar halitosis y manchas en los dientes. Lo mejor es limitar su consumo.

-Temperatura: Los contrastes de temperatura en los alimentos provocan aumento de la sensibilidad e, incluso, inflamaciones de los vasos sanguíneos del interior de los dientes. Conviene evitarlos en la medida posible.

Puerto La Cruz / Noreykis Pino

Share This:

Comentarios

  

Publicidad

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!