6 de marzo de 1969, Puerto La Cruz despertó con sobresalto

12.08.2013 10:41 AM A través de relatos de testigos se hilan historias relacionadas con uno de los accidentes más trágicos en la historia de la industria de hidrocarburos en el Oriente venezolano

Martín Carbonell Salas

Detalle de cómo se veía el incendio en la Refinería de Puerto La Cruz, desde la urbanización Gulf.

Detalle de cómo se veía el incendio en la Refinería de Puerto La Cruz, desde la urbanización Gulf.

Puerto La Cruz.- A las 2:40 de la tarde de ayer, un rayo provocó un fuego en el separador API o laguna de lastre de la Refinería de Puerto La Cruz. La candela fue controlada pasadas las 5:30 pm. No hubo heridos ni fallecidos, pero si pánico en la comunidad.

El 6 de Marzo de 1969 los portocruzanos sufrieron una angustia similar. Ese día ocurrió una explosión en la refinería porteña que sacudió a la ciudad. Nueve personas fallecieron en el accidente.

Un reportero gráfico y tres trabajadores jubilados de la  Venezuelan Gulf Company,  cuentan como vivieron esa noche de terror, en la que las llamas envolvieron la planta industrial.

Augusto Hernández- Reportero Grafico

“Fue una madrugada muy agitada en toda el área metropolitana de Anzoátegui. El estruendo de la primera explosión se escuchó en toda la zona. Eran como las 2:00 am de ese 6 de marzo.

Yo estaba revelando y copiando en mi laboratorio fotográfico el material del día anterior que iba a enviar al periódico. Me atrevo a decir que a pesar de la distancia, el estruendo inicial fue tan fuerte, que se sintió en todos los rincones de mi casa en Colinas del Neverí en Barcelona”.    

Estos son parte de los recuerdos que le quedan al reportero gráfico Augusto Hernández de aquel trágico suceso que sacudió a la Puerto La Cruz de 1969: el incendio de la refinería de la Gulf Petroleum Company.
Hernández, en ese entonces, junto con el periodista Evaristo Marín, era corresponsal del diario El Nacional.    

“Recuerdo que mi esposa bajó corriendo del piso superior de la casa, pues temía que la detonación había sido culpa mía por los químicos que manejaba en el cuarto oscuro”. “Yo pensé de inmediato en la refinería y con la misma agarré mi equipo, me monté en el carro y me dirigí hacia Puerto La Cruz”.    

En el camino vio con asombro, en la vía hacia Barcelona   (lo que hoy es la avenida Intercomunal), una larga fila de carros con personas adentro que intentaban salir de la zona del desastre.    

 “Veía la cara de preocupación de la gente, pero debía seguir adelante. Eso es parte de esta profesión, en ocasiones hay que asumir riesgos”.    

“La primera imagen impactante que vi al acercarme al sitio fue el color del cielo nocturno. Era  un fluctuante reflejo rojo y amarillo. Al ver a la gente tratando de ir a Barcelona pensé que las llamas  habían llegado al centro de Puerto La Cruz. En ese instante sentí miedo, pero seguí adelante”.    

En medio de toda la agitación que había en las calles, llegó   a la urbanización Gulf (adyacente a la refinería) y entró  al complejo que se quemaba por la vía por la que pasaba la antigua línea del ferrocarril local.

“Vi no menos de tres tanques arder, a algunos parecía que les habían cortado las tapas con un hacha. Había bomberos de la Gulf Petroleum tratando de controlar el incidente. Uno de ellos  me vio haciendo  fotos y me sacó de la instalación, ‘Es por su seguridad’, me dijo, pero ya yo tenía una hora trabajando. Había hecho un rollo y medio de fotografías, unas  54  imágenes de  los trabajadores y bomberos  luchando contra la presión de las válvulas y tuberías”.

Tras hacer su trabajo, Hernández  recorrió el centro de Puerto La Cruz y observó  muchas de las casas, no destruidas, pero sí con serios daños debido a la  onda expansiva.

“En el sector de Juan Bimba, cerca del sector El Pensil, los techos de las casas se levantaron. La gente estaba angustiada, con miedo. En unos  15 o 20 días,  poco a poco, se volvió a la normalidad”.

A las evocaciones de Hernández se unen las de otras personas que fueron testigos presenciales porque eran trabajadores de la refinería.   

Julián Marín-Operador de planta en 1969

Julián Marín, un margariteño que laboró por 27 años en el complejo refinador,  relata que la  noche del 5 de marzo de 1969 terminó a las 11.00 pm su  turno como operador de planta.

“Justo tres horas y seis minutos después, una fortísima explosión me levantó  de la cama y  sacudió los cimientos de mi casa.  Se pueden imaginar cómo fue esta situación, para quienes vivimos a escasas cuadras del epicentro de este siniestro”.
    
Marín aún habita en la calle 22 de la urbanización Gulf, en Puerto La Cruz.

Cuenta que tras la primera explosión  escuchó otras detonaciones menores que se prolongaron durante aproximadamente siete minutos y le hicieron pensar que definitivamente algo muy malo estaba ocurriendo en su lugar de trabajo.
    
“Mi reflejo natural fue el de poner a mi familia a salvo. No lo pensé dos veces. Los monté a todos en el carro y los llevé hasta Pozuelos, donde vivía uno de mis hermanos”.

“Regresé a la planta a eso de las 3:00 am para  saber cómo se estaban desarrollando las labores de extinción  y  auxiliar al equipo de guardia  con el manejo de los sistemas de chorros de agua, que servían para apagar el fuego.

Lamentablemente durante esa madrugada murieron dos personas y en los días posteriores otras siete perdieron la vida en eventos relacionados con este siniestro”.

Por la  explosión inicial, seis personas resultaron con quemaduras de gravedad y fallecieron posteriormente en los centros asistenciales de la zona. Otro  trabajador murió al entrar en contacto directo con un cable de alta tensión, durante las labores de extinción de las llamas y la puesta en marcha del complejo.

Marín reconoció que para el momento de este accidente, la Venezuelan Gulf Petroleum Company (encargada de la operación de este complejo) ofreció informes muy escuetos sobre lo sucedido. La versión oficial fue  que una fuga de gas, proveniente del sistema de   cloacas de una de las plantas refinadoras, se convirtió en el detonante del  incidente.

“Los rumores iniciales señalaron que la chispa que inició el incendio, presuntamente vino de la camioneta de uno que fue  jefe de guardia. Eso  y los gases dispersos por el complejo hicieron que estallara uno de los alambiques de planta que tenía la fuga gaseosa de combustible”.

“El señor Luis Maita y su asistente Eduardo García fueron los dos primeros fallecidos en ese incidente, los bomberos localizaron sus cuerpos al día siguiente.  Fue un momento muy triste para todos nosotros”.    

“En mi opinión no hubo culpables, fue una conjunción de errores humanos y mal función mecánica. Sin embargo, ese horrible recuerdo queda indeleble en la memoria de quienes lo vivimos, es un temor que no desaparece nunca”.

José Remigio García-Sec Sindicato Petrolero en 1969

“Escuché  que la  explosión se sintió incluso en la población de Clarines, y  no lo pongo en duda, pues el estallido  removió las paredes, reventó una lámpara de techo y varios adornos de cristal en mi casa. La Venezuelan Gulf Company tuvo que indemnizar a muchísima gente por los daños materiales, que,  aunque  pequeños, fueron  numerosos”.    

Durante la madrugada del 6 de marzo de 1969, el neoespartano Remigio García descansaba con su familia en su residencia del entonces campo Gulf cuando ocurrió el suceso.

Lo primero que pensó fue en llevar a su familia a terreno seguro, para luego regresar a la refinería.

“Yo, personalmente,  dedique poco más de 56 horas consecutivas a las labores de control del siniestro, un lapso   que -considerando que no habían teléfonos celulares- preocupó a mis allegados. Lo más triste de todo  fue observar los cuerpos inertes o heridos de tus compañeros de trabajo: gente buena y trabajadora a la que veías, saludabas y con quienes compartías”, expresó con sentimiento este jubilado que ya suma 18 años alejado de las labores petroleras.    

García explicó que los trabajos de reconstrucción del complejo de refinación  tardaron poco más de un año. “Vino mucha gente de los Estados Unidos. Fue un trabajo arduo”.
Lluvia de arena

 “Yo recuerdo haber visto incendiarse a por lo menos siete tanques que contenían productos como petróleo crudo y diesel. Puerto La Cruz era un infierno ”.    

Otra de las cosas curiosas que observó, luego del voraz incendió, fue una extraña y densa precipitación, que bañó por completo al sector Gulf y sus alrededores durante las horas posteriores al incidente.    

“Es probable que no me vayan a creer, pero era una suerte de llovizna espesa, que no era del todo líquida. Tiempo después, cuando se acumuló en los techos de las casas y los carros pudimos ver que era arena, estaba lloviendo arena sobre Puerto La Cruz”.

Con emoción evidente en sus palabras, García recordó el triste  fallecimiento de Matías Pérez, quien según relató, era el padre de la popular cantante Mirtha Pérez. “Él murió un día después del incidente petrolero durante los trabajos de restablecimiento de las labores en la refinería”.    
  
“No había  energía eléctrica con la explosión. Pérez detectó la falla y se subió a un poste para repararla. Tenía  los zapatos mojados por una emulsión de hidrocarburos y agua y se resbaló. Su cuerpo rozó con  un cable de alta tensión, de unos 600 voltios. Murió en el acto”.    

Antes de subir al poste, Pérez se arrodilló ante   dos  de los fallecidos y rezó. “Fue un gesto de respeto por los caídos y para mí su despedida”.    

 “Los que conocemos de los intríngulis de esta planta, suponemos que el siniestro estuvo relacionado con una fuga de gases en los drenajes internos, que se encendió con una chispa inesperada que aceleró todo. En verdad fue un episodio bien triste”.

Emigidio Marín-Supervisor de planta en 1969

Aún le entristece recordar el hecho a Emigdio Marín. En ese momento  catastrófico pensó que a lo mejor su casa,  en la calle Ricaurte de Puerto La Cruz, se había derrumbado por la  estruendosa explosión que fue acompañada por otras  menores, pero no por ello menos atemorizantes.    

“Todo el cielo portocruzano se tiñó de rojo y amarillo. Yo debía estar justo en ese momento  en la refinería, pero al jefe de guardia no le dio chance de llamarme a la casa y eso me salvó de una muerte segura. Este marzo se cumplirán 43 años desde que pasaron todos estos acontecimientos y siempre   le doy gracias a Dios por cada día extra que me dio en esta vida”.    

Durante su relato el supervisor de planta en 1969 afirmó que  este incidente se vieron comprometidas por las llamas tres plantas de refinación de hidrocarburos, tres tanques de crudo, dos esferas de gas licuado, tres tanques de querosén y diesel, dos de gasóleo liviano (compuesto químico obtenido de la destilación del petróleo) y  tres de gasóleo pesado.    

“En ese entonces el complejo refinador estaba integrado por el área de portón, las  operativas, las plantas de proceso y los tanques de almacenamiento. Había cuatro de esos gigantescos contenedores disponibles por cada planta y varias torres de combustión de gases. Para dibujarte  el panorama que se vivió durante  esa madrugada, te lo puedo resumir en que todo ardía en llamas”.    

Emigdio, quien también fue de ese grupo de margariteños que se vino a Puerto a buscar mejores oportunidades de empleo y de vida, relató que cuando acudió a su lugar de trabajo, otra de las cosas que le llamó poderosamente la atención fue  que  los tanques de almacenamiento “respiraban”, es decir, expandian sus resistentes cuerpos de metal y volvían a su estado natural ante la acción de los gases y del calor que se presurizaban en su interior.    

“El sistema de extinción de incendios de este complejo está integrado por una maraña de tuberías y válvulas de seis pulgadas de diámetro, que cubren la totalidad de la refinería. Sus picos de salida son capaces de cubrir todos los flancos de la instalación, bien sea con agua a presión o con un químico extintor en polvo que les resta el oxígeno a las flamas y las apaga”.

Para él, lo sucedido  esa noche se debió a un error mecánico que se combinó con uno humano. El siniestro se inició en una de las plantas de tratamiento, exactamente en la planta de procesos denominada DA1, que sirve para eliminar el azufre de la gasolina durante su refinación. Este paso  se logra a través de un sistema que mezcla agua y aire a presión con el combustible, y el líquido resultante de este proceso es drenado a las cloacas internas.    

Una chispa, quizá proveniente de uno de los hornos que sirven para calentar crudo,  hizo contacto con esa agua y desde  allí las llamas se esparcieron por todo el complejo.
Al final, lo lamentable son  las vidas que se perdieron. Y aunque sus familiares fueron indemnizados, su ausencia no la paga el dinero. A ellos mi respeto.

Los fallecidos
Durante el siniestro que envolvió en llamas las instalaciones de la Refinería de Puerto La Cruz, el 6 de marzo de 1969 fallecieron nueve personas:
Luis Maita (jefe de guardia).
Eduardo García (capataz).
Edmundo Suárez (tratador).
Querube López (controlador).
José Cedeño (asistente  de tratador).
Guillermo Zabala (medidor de tanques).
Rafael Sifontes (asistente de  alambiquero).
Matías Pérez (electricista).
Miguel Rodulfo (electricista).

Zoraida Mosqueda-Correctora
 Esa noche dormía con mi mamá, pues mi papá estaba de guardia. Creí que un avión había explotado en el patio de mi casa, en Chuparín, Saltamos de la cama y al salir,  vimos a todo el mundo en la calle,  en ropa interior y pijamas.


Alejandro Valero-Profesor
Era sólo un niño cuando sucedió aquello. Tengo vagos recuerdos:  vivíamos en las cercanías del hotel Venetur (antes Melia) en Puerto La Cruz y mi familia corrió al muelle para ver si podíamos resguardarnos en  alguna de las islas.


Gladys de Astudillo-Ama de Casa
En mi casa, en Barrio Mariño, una lámpara de cristal se vino al piso. Me tocó salir enrollada en una toalla para la calle junto a otros vecinos. Recuerdo que sufrí un ataque de risa incontrolable por culpa de los nervios que sentía.


 Amílcar Mendoza-Vecino
Yo tenía 13 años cuando sucedió el incidente. Mi papá trabajaba en la refinería y había entregado la guardia esa noche. Vivíamos en la Gulf. Recuerdo que por la explosión se azotaron todas las puertas y salí al patio y vi el fuego en el cielo.

Prevención  necesaria
 Siempre hay que estar  preparados  
A propósito de que el martes se cumplirán 43 años del peor accidente ocurrido en la Refinería de Puerto La Cruz, Ramón Marcano, quien trabajó en  la industria petrolera durante poco más de tres décadas, explicó que es deber de la empresa  crear planes de contingencia y adiestrar a los vecinos y cuerpos de seguridad ante la posibilidad de un siniestro.
”Dentro de estos complejos existen reglas de  seguridad industrial, que rigen  incluso los procesos relacionados con situaciones de riesgo. Las fallas -humanas y mecánicas- son imprevisibles, ante esto debería existir un compendio de reglas y señales que les permitan a los habitantes de las localidades cercanas saber cómo actuar ante estas situaciones”.
Marcano, quien durantel 2002 fue el gerente operativo de la refinería de El Palito,  explicó que en el caso específico de este complejo refinador de combustible carabobeño existían comisiones de trabajo encargadas de reunirse eventualmente  con los líderes de cada comunidad, quienes se convertían  a su vez en multiplicadores de esta información.
”Dependiendo de la contingencia que se presentara existían un grupo de señales, lugares y maneras de actuar para evitar desastres. Son planes que están orquestados con las fuerzas del estado, quienes durante la situación se encargarán de resguardar las vidas de quienes habiten en e lugares cercanos a estos complejos”.
Marcano explicó que estos planes de asistencia están respaldados por señales de control, redes de seguridad, semáforos de emergencia, entre otros.

[!] Lea atentamente

Recuerde nuestra política de publicación de comentarios: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

Flash Informativo. Ciclo
  • 16:37 hs La Feria de las Flores de Medellín sube hoy su telón con la presentación del salsero cubano Rey Ruiz, quien señaló que espera llevarse "un buen recuerdo" de este festejo

  • 16:05 hs La Oficina Nacional Antidrogas (ONA) ha aplicado 214 pruebas antidopaje en el Terminal Terrestre y en los principales puntos de control habilitados en el estado Barinas durante el asueto escolar

  • 15:51 hs Al menos 32 inmigrantes cubanos fueron detenidos hoy en el occidente de Honduras cuando estaban próximos a cruzar hacia Guatemala, en un intento por viajar de manera ilegal a Estados Unidos

  • 15:47 hs Unas 300 mujeres participaron hoy en la "Gran lactada" en la ciudad colombiana de Medellín, donde amamantaron durante un minuto y de manera simultánea a sus bebés para promover la lactancia materna

  • 15:45 hs Wall Street cerró hoy con pérdidas y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, bajó un 0,31 % tras una jornada marcada por los malos resultados trimestrales de Exxon Mobil y Chevron

  • 15:44 hs Dos acueductos que abastecerán de agua a 10.795 habitantes de las parroquias San Isidro, de Maracaibo, y Domitila Flores, de San Francisco, en el estado Zulia, fueron inaugurados este viernes

  • 14:10 hs El presidente de la República, Nicolás Maduro, se reunió este viernes con los atletas venezolanos que participaron en los Juegos Panamericanos realizados en Toronto, Canadá

  • 14:05 hs Un joven palestino murió hoy y otro fue herido por fuego del Ejército israelí al norte de Beit Lahiya, en el norte de Gaza y cerca de la frontera con Israel, confirmaron fuentes médicas en la franja

  • 14:00 hs El Comando Popular Militar contra la guerra económica decomisó este viernes 9.500 kilos de pollo y de carne de res a supuestos especuladores en Mérida

  • 13:58 hs El narcotraficante mexicano Ediel López Falcón, exmiembro del Cártel del Golfo, fue condenado hoy a 18 años de cárcel y una multa astronómica por un tribunal de Washington DC

  • 13:56 hs La ONG israelí Paz Ahora convocó una manifestación para mañana en Tel Aviv en protesta por los incidentes ocurridos esta semana, con choques entre colonos y fuerzas de seguridad

  • 12:20 hs Este viernes el gobernador del estado Aragua, Tareck El Aissami, efectúa un encuentro con profesionales de la educación, para anunciar diversos avances en esta materia

  • 12:19 hs Alemania registró este mes de julio una cifra récord de nuevos peticionarios de asilo, informaron hoy las autoridades del país, en medio de la alarma por los ataques contra centros de acogida

  • 12:15 hs Un hombre mató hoy a sus dos hijas menores de edad en el interior de su domicilio en la localidad gallega de Moraña (noroeste) y luego intentó suicidarse, sin éxito, informaron fuentes oficiales

  • 12:11 hs Un total de 58 deportistas integran la delegación que representará a Chile en los Juegos Parapanamericanos 2015, que comenzarán el próximo 7 de agosto en la ciudad canadiense de Toronto

  • 11:39 hs La policía alemana halló unos 400 kilogramos (880 libras) de cocaína ocultos en un cargamento de bananas procedentes de América del Sur enviado a supermercados de Alemania

  • 09:42 hs El petróleo de Texas abre con un descenso del 1,24 % hasta 47,92 dólares el barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex)

  • 09:20 hs Al menos seis militares yemeníes murieron hoy y más de cincuenta resultaron heridos en dos ataques perpetrados en la provincia de Hadramut, en el sureste del Yemen

  • 09:16 hs Wall Street abrió hoy sin rumbo claro y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, cedía un leve 0,01 % hasta los 17.743,28 enteros

  • 08:47 hs El presidente del gobierno español, Mariano Rajoy prometió un aumento salarial de 1% para los 2,5 millones de empleados públicos para el año 2016, el primer incremento en 5 años

  • Ver todas las noticias