Coronavirus

Tras cuarentena, surfistas regresan a las olas en Perú

Con mascarillas para protegerse del coronavirus, varios surfistas llegaron a la playa reabierta de Waikiki en el distrito de Miraflores, Lima / Foto: AP

Los surfistas peruanos están regresando a las mundialmente famosas olas de su nación después de pasar tres meses en cuarentena por el coronavirus.

Portando mascarillas y cargando sus tablas, los surfistas descendieron esta semana a las playas rocosas de Lima por primera vez desde el cierre a causa de la pandemia.

“Ya era hora, ¿no?”, dijo sonriente Alessandro Currarino, que vestía un traje de neopreno negro que combinaba con su mascarilla después de deslizarse sobre las olas. “Perú tiene unas de las mejores olas del mundo y hay que aprovecharlas”.

El país sudamericano fue asolado con severidad por el COVID-19 con casi 210.000 casos confirmados, el segundo total más alto en la región después de Brasil. Las autoridades anunciaron a principios de junio que autorizarían la reanudación de los deportes que no sean de contacto.

Perú tiene algunos de los mejores surfistas del mundo, y se cree que este deporte se practicaba desde los tiempos de la civilización preincaica chimú. En el poblado de Huanchaco, al norte de Lima, los pescadores aún se deslizan sobre las olas para regresar a la costa con su captura del día en embarcaciones de junco similares a las que utilizaba el pueblo chimú.

Al menos un surfista peruano tenía previsto competir este verano en los Juegos Olímpicos de Tokio antes de que los aplazaran.

Perú está reanudando actividades de manera gradual después de haber implantado una estricta cuarentena a mediados de marzo. De acuerdo con las nuevas disposiciones, los surfistas deben llevar mascarilla cuando estén en tierra y mantener el distanciamiento social. También se requiere que caminen una distancia mayor para llegar a la playa.

“Después de tantos días de cuarentena queremos que la gente salga de sus casas con mucho cuidado”, dijo Jaime Rozeznic, subgerente de Deportes y Recreación en la municipalidad de Miraflores.

Para los surfistas profesionales, estar confinados en casa significa no sólo estar imposibilitados de ir a restaurantes o trabajar, sino también no poder entrenar en el mar.

María Fernanda Reyes, de 22 años, pentacampeona nacional de surf, dijo que continuó haciendo ejercicios de fortalecimiento en casa, pero de todas formas el largo periodo fuera del agua afectó negativamente aspectos más técnicos de su entrenamiento.

“Más tiempo en el agua es mejor”, dijo el jueves después de salir de las olas frías y agitadas. “Para mí, es el lugar donde nací”.

Lima / AP

Share This:

Comentarios

  

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!