Locales

Experto: fugas y tomas ilegales elevan déficit de agua potable en más de 42,85%

Casi cinco años, al parecer, tiene el bote de aguas que afecta casas y negocios en La Caraqueña / Fotos: Arturo Ramírez

La falta de reparaciones en las instalaciones manejadas por la Hidrológica del Caribe (Hidrocaribe) y la no ejecución de proyectos que son necesarios le están pasando facturas a la empresa con roturas de tuberías que, desde hace más de una década, esperan ser sustituidas y tomas ilegales que realizan algunos ciudadanos, quienes buscan abastecerse ante los constantes racionamientos y la disminución de la presión del líquido.

Así lo puso de manifiesto el ingeniero civil y expresidente de la compañía, Glenn Sardi Brandt, durante una entrevista concedida a El Tiempo.
Según el especialista en la materia, la “anarquía” que existe por el incumplimiento de lo previsto en el ordenamiento legal que rige la prestación del servicio, ha llevado a la población de la zona metropolitana del estado Anzoátegui a sufrir un déficit de más de 42,85% en el abastecimiento. Es decir, que del promedio de los 7 mil litros por segundo (LPS) que se requiere en esta conurbación, son recibidos menos de 4 mil LPS.

El cálculo lo saca sobre la base de lo que estima que termina surtiendo la planta potabilizadora de El Rincón, la cual alimenta el canal de Caratal para atender a Puerto La Cruz, Guanta, Lechería y parte de Barcelona; y de lo que llega a la planta José Antonio Anzoátegui, que es alimentada directamente desde el río Neverí.

Explicó que originalmente se diseñó una toma directa sobre este cauce, que permitiría llevar 6 mil LPS de agua cruda a la planta de El Rincón para independizarse del “viejo” canal, que sólo conducía el líquido hacia la parte de El Viñedo. Sin embargo, dijo que se construyó para 4 mil LPS sin completar el trabajo. En la actualidad, aseveró que el “gasto de agua tratada” que bombea no llega a los 3 mil 250 LPS debido a las múltiples fugas.

En la calle Droz Blanco del Barrio Unión de Puerto La Cruz dijeron que ni por su cercanía a la Alcaldía de Sotillo reciben respuesta

Mientras que de los 2 mil LPS que deberían abastecer a la planta que beneficia a gran parte de Barcelona, especialmente a los sectores de la zona sur, la cifra, al parecer, no alcanza los 1.000 LPS.

“Está claro que el canal de Caratal no es suficiente para alimentar el caudal requerido para la planta. No se está produciendo la cantidad de agua que necesitamos y también se pierde por las fugas. Por eso es que en todas partes hay racionamiento. Además, que están mandando agua sin tratamiento a la red”, expresó el también exdirector general del antiguo Instituto Nacional de Obras Sanitarias (INOS).

Proyecto
Sardi Brandt recordó que nada de esto estuviese sucediendo si se hubiese continuado con el desarrollo del Sistema del Turimiquire, cuya conclusión estaba prevista para julio de 1988. Con esta obra se tenía proyectado abastecer a la conurbación con 10 mil LPS de agua tratada, desde el alto Neverí, lo que se sumaría a la capacidad instalada para la planta José Antonio Anzoátegui. Sin embargo, sólo quedó trabajando parcialmente para llevar a Cumaná y a la Isla de Margarita los 5 mil LPS que correspondían.

Comentó que la no construcción de un túnel de 1 Km que traería el fluido hasta El Rincón, en donde estarían dos tanques, de los cuales sólo uno fue culminado, obligó a buscar otra alternativa que permitiera el abastecimiento. Esa es la razón de ser de la planta potabilizadora que ahora está en el lugar.

“Lo inexplicable de esta situación es que habiéndose dejado toda la fase de estudios y proyectos, así como la asignación de los recursos económicos debidamente establecidos para garantizar dichas obras, no se hayan ejecutado y se mantenga una situación de evidente desabastecimiento”, expresó.

Importancia
Aunque no hay un número exacto de la cantidad de botes de agua que existen en el eje metropolitano, ocasionando una importante pérdida del líquido para el consumo humano, el presidente de la Fundación Agua Para Todos, Rodolfo Gil, mencionó los más relevantes que, junto con los visualizados por el equipo de El Tiempo, suman 18.

“En el más reciente recorrido que realicé el 17 de junio, observé los mismos que había visto un mes antes”.

Señaló que uno de los más importantes se encuentra en la calle Unidad del sector La Caraqueña de Puerto La Cruz.

El residente Domingo Martínez aseveró que la tubería, que tiene tres fisuras, va a cumplir cinco años derramando “miles” de litros de agua que bajan por las calles Arismendi y La Línea.

Esto ha traído como consecuencia, denuncian vecinos, no sólo la obstaculización de aceras, sino también filtraciones en las paredes de algunas viviendas y la inundación de más de siete patios.

“Aquí han venido de la municipalidad en varias oportunidades. Recientemente, la alcaldesa (Herminia García) dijo que eso le compete a Hidrocaribe”.

Sin embargo, Martínez enfatizó que reiteradas veces han acudido a la Hidrológica del Caribe y que allí les han dicho que es el ayuntamiento el que debe solucionar.

“Pido es que ambas instituciones se unan para que finalmente arreglen ese problema. En esa laguna que se formó en la calle se bañan niños como si fuera una piscina. Aparte, que afecta los trabajos de drenajes que realizan en el túnel”.

Constantemente se desborda el agua frente a la urbanización Terrazas del Mar, en la vía hacia El Rincón

Siguiendo el orden en el municipio Sotillo, Gil mencionó que hay un bote en la urbanización Gulf, dos en la calle Travel y uno en el sector La Floresta, donde una tubería matriz, de alrededor de 10 pulgadas, se rompió y el agua cae en la quebrada de Provisor.

Mientras que entre las tomas ilegales más importantes resaltó las del área rural, donde la gente, al parecer, rompen la carretera para perforar sin permiso el ducto matriz con tubos de hasta cuatro pulgadas, pese a que lo máximo que está permitido para viviendas es de una.

“Eso se ve bastante hacia la zona rural donde no hay mucha vigilancia y control. Yo calculo que de unos 3 mil LPS que produce el sistema de El Rincón, se está perdiendo la mitad. Es una aberración inmensa”.

Y es que aparte de las roturas y extracciones incontroladas, Gil precisó que en Cuevas de Guanire, como el tanque que alimenta a esa comunidad no tiene flotador desde hace más de dos años, cada vez que encienden el sistema de bombeo en las noches, el agua pasa horas botándose.

Mientras que en Valle Verde, los trabajadores de Hidrocaribe se llevan la bomba cada tres o cuatro días para abastecer otro sector y, supuestamente, dejan la tubería sin llave, generando pérdidas importantes del recurso hídrico.

Bolívar
En el caso de Barcelona, Gil puntualizó que en la urbanización Los Cortijos, hace más de 15 días permanecía un bote de aguas por una tubería rota.

Caso similar ocurría en las afueras de la zona residencial, con una tubería matriz de unas 30 pulgadas, que va paralela al puente La Victoria. Aseguró que desde hace más de seis meses no han parado el escape del líquido.

El ingeniero civil Edmundo Castejón, especialista en el tema, recordó también la “importante” fuga que se produjo hace dos semanas al frente del supermercado Híper Líder, en la salida de la capital.

El agua acumulada inundó un tramo de la avenida Principal de Mesones, afectando la entrada hacia el establecimiento y la suspensión del servicio para los vecinos.

Otros más
De igual manera señaló que aparte de los múltiples botes de agua que hay en Puerto La Cruz, en Lechería hay uno que no ha sido reparado.

“Las pérdidas en el sistema de la zona norte están por el orden del 30% y sin posibilidades de recuperación por el problema financiero que tiene Hidrocaribe. La posición de la empresa no permite hacer las reparaciones pertinentes, obligando a los usuarios a tener que intervenir”, destacó.

En una nota de prensa enviada por la Gerencia Área de Imagen de la Hidrológica, el 16 de junio, se informó sobre la sustitución de cuatro metros de una tubería de 16 pulgadas, ubicada a la altura del sector El Samán, en Barcelona.

En el escrito, el presidente de la hidrológica, Iván Rebolledo, explicó que estos trabajos se realizaron en el marco del plan integral de Recuperación, Estabilización y Mantenimiento (REM), a fin de restablecer la inmediata distribución de agua potable en los sectores El Samán, Razetti y Pele El Ojo.

Rebolledo dijo que de forma simultánea, en conjunto con el poder popular, se reparó e instaló un equipo monoblock de 25 hp, con cambio de rodamiento y sello mecánico, para la operatividad del segundo equipo de bombeo de Las Lomas-Naricual de la planta Ezequiel Zamora del sector Tabera.

Barcelona / Elisa Gómez

Share This:

Comentarios

  

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!