Tiempo Libre

Damas obesas tienen menos posibilidad de embarazarse

La obesidad es un problema de salud que acarrea consecuencias / Foto: Cortesía

La obesidad no sólo causa enfermedades cardiovasculares, diabetes, hipertensión arterial y cáncer, sino también está asociada a un mayor riesgo de infertilidad femenina.

Estudios científicos han demostrado que las mujeres con índice de masa corporal superior a 30 kg/m2 tienen tres veces menos éxito a la hora de lograr un embarazo que las que tienen un peso normal.

Esto se debe a trastornos relacionados con el exceso de grasa corporal que alteran la producción de las hormonas que intervienen en el ciclo reproductivo, explicó la gineco-obstetra Carmen Mantellini, quien forma parte del equipo de especialistas que integran la Unidad Bariátrica y Metabólica (UBAM), ubicada en el Instituto Médico La Floresta.

“Uno de esos trastornos es el llamado Síndrome de Ovarios Poliquísticos (SOP), relacionado a la obesidad, en donde existe una alteración del metabolismo de la insulina que hace que la paciente vayan aumentando de peso y cese el ciclo ovulatorio, quedando de esa manera imposibilitada para concebir”, indicó.

“Este síndrome es bastante frecuente en mujeres obesas y en él se encuentran también alteraciones clínicas como el hiperandrogenismo, que se caracteriza por un exceso en la producción de andrógenos (hormonas sexuales masculinas), con consecuencias no deseables como: la aparición de vellos en la cara, línea media abdominal y alrededor de las areolas mamarias, además de mucho acné en la cara y en la espalda”, añadió

Otra de las causas de la infertilidad relacionada con la obesidad en algunas pacientes es “la producción continua de estrógenos sin oposición que hace que la capa interna del útero se vaya engrosando continuamente, pudiendo generar una hiperplasia endometrial o crecimiento exagerado del endometrio.

En otras ocasiones, se produce lo que llamamos un endometrio asincrónico, es decir, que no logra madurar en toda su extensión y ambas alteraciones del endometrio evitan una implantación adecuada del huevo, en caso de que se produjera la fecundación”, explicó Mantellini.

Mejora

En la mayoría de los casos, siguiendo un estilo de vida saludable para bajar de peso que incluya una alimentación balanceada y una rutina de ejercicios físicos se logra mejorar la fertilidad.

Cuando nada de esto funciona, es necesario recurrir a tratamientos como la cirugía bariátrica que es la que va a permitir un efectivo adelgazamiento.

La doctora Carmen Mantellini afirmó que cuando nos acercamos al peso ideal, se reactiva inmediatamente el ciclo ovulatorio.

“Incluso, en pacientes que tenían la insulina muy alta, con sólo la pérdida de peso ésta se normaliza y al bajar la insulina los ciclos arrancan espontáneamente”.

LaUBAM ofrece alternativas reales para bajar de peso y cuenta con un equipo multidisciplinario, integrado por médicos endocrinólogos, ginecólogos, nutricionistas, cardiólogos, neumonólogos, psicólogos y cirujajos bariátricos, que brinda atención integral a los pacientes.

En el caso de las pacientes obesas que refieren problemas para quedar embarazadas, el papel del ginecólogo es evaluar si están ovulando o no, si tiene signos clínicos de andrógenos aumentados, ovarios poliquísticos o una alteración en el endometrio, para seguir con la línea de exploración.

“También entramos en juego cuando una paciente que baja de peso no quiere quedar embarazada. No toca entonces, prevenirlo iniciando tempranamente un método anticonceptivo”, señaló.

Caracas / Redacción Web

Share This:

Comentarios

  damas   embarazos   obesidad   salud   

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!