Locales

A pie o en bicicleta son las alternativas para trasladarse por la falta de gasolina y efectivo

El recorrido a pie desde Barcelona a Lechería puede ser de 45 minutos a una hora / Foto: Archivo

De 45 minutos a una hora. Ese es el tiempo aproximado que tarda una persona en trasladarse a pie desde el centro de Barcelona hasta Lechería. Esto, ante la aguda escasez de combustible que afecta a carros particulares y unidades colectivas,  así como por las limitaciones económicas que dificultan la obtención de dinero en efectivo.

Este lunes 10 de agosto, el jardinero Alexis Acuña regresaba caminando a su casa en Barrio Corea desde la ciudad morreña, en vista de que no contaba con efectivo para pagar un autobús.

“Todos los días voy a Lechería a buscar trabajo como jardinero, pero como las oportunidades están poquitas no gano lo suficiente para ir constantemente al banco y sacar dinero”, dijo Acuña.

Señaló que cuando dispone del papel moneda no duda en esperar y tomar el transporte público; aunque “mientras siga joven y con vida iré y vendré a pie cuando lo necesite”.

Ismael Cáceres y su esposa Marta transitaban de vuelta a su vivienda en Los Portales, en la avenida Costanera, desde el centro barcelonés.

Manifestaron que salieron de su casa a las 7:30 am para hacer unas compras en el bulevar 5 de Julio y así regresar temprano a su residencia. El recorrido les lleva unos 15 minutos de ida y otros 15 de regreso.

“Tenemos un carro parado por gasolina. Hemos intentando surtir en bombas subsidiadas e internacionales, pero no hemos tenido suerte”, dijeron.

El matrimonio decidió desplazarse a pie, por lo menos, para hacer las compras del hogar. “Nos preparamos con agua para tomar, nos echamos protector solar y nos llevamos un paraguas por si acaso”, detallaron.

Comentaron que tienen previsto ir al banco esta semana para sacar efectivo y usarlo para agarrar los carritos que cubren su ruta habitual, mientras persistan las dificultades para echar combustible.

La alternativa de la bicicleta

A raíz de la escasez de carburante, el comunicador Carlos Carrillo decidió adquirir una bicicleta para trasladarse hasta Lechería, donde trabaja actualmente.

“En mi casa tenemos dos carros, pero para ayudar a ahorrar gasolina, decidí usar esta alternativa para movilizarme y poder cumplir con todas mis responsabilizadas laborales”.

Manifestó que trata de salir “a tiempo” de su casa, en Nueva Barcelona, para llegar puntual a su lugar de labores. De retorno, intenta hacerlo antes de las 4:00 de la tarde, ya que “la calle se pone muy sola”.

“La primera semana que empecé a rodar en bicicleta, me lanzaron una piedra, a la altura del barrio Fernández Padilla, por eso trato de regresar cuando todavía hay movimiento en las vías”, contó.

Aseguró que tarda unos 20 minutos en llegar a la avenida Principal de Lechería y que, a pesar de estar expuesto al sol y a los riesgos de la calle, la opción le ha sido satisfactoria durante estos días.

Barcelona / Andrea Aroca

Share This:

Comentarios

  gasolina   transporte   

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!