Deportes

Celebración de la temporada 2020-2021 de la LVBP no está garantizada

La LVBP no tiene la seguridad de que se jugará el próximo torneo / Foto: LVBP

La realización de la temporada 2020-2021 de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP) no está garantizada, debido a las restricciones sanitarias que se aplican en el país sudamericano, para tratar de evitar la propagación del coronavirus.

En un comunicado oficial de la LVBP, institución presidida por Giuseppe Palmisano, que fue firmado por los representantes de los ocho equipos que componen el circuito se dejó claro que todos los involucrados realizan esfuerzos para llevar a cabo una nueva campaña.

Sin embargo, todavía no existe certeza de que eso suceda, porque no hay garantías de que se haya controlado el COVID-19 para noviembre, cuando arrancaría la cita.

“Desde que se declaró la emergencia nacional sanitaria, debido a la aparición del COVID-19, virus al cual nuestro país como el resto del mundo no escapa de su amenaza, se ha afectado seriamente el normal desenvolvimiento de los procesos que se necesitan cumplir para ofrecer el acostumbrado espectáculo de calidad en las siete sedes que albergan a los equipos participantes”, reza parte del escrito, publicado en LVBP.com. “Hoy (el martes) están presentes factores que lamentablemente la LVBP no controla, la certeza de un restablecimiento normalizado de vuelos internacionales, así como el ascenso de contagios por el virus citado que trastoca la certidumbre de los días por venir”.

Firmantes

Leones del Caracas, Navegantes del Magallanes, Cardenales de Lara, Caribes de Anzoátegui, Tigres de Aragua, Águilas del Zulia, Bravos de Margarita y Tiburones de La Guaira manifestaron en el documento electrónico que el tiempo es un factor determinante para definir si se cancela o no el certamen.

“El tiempo es un factor determinante para brindarle a la fanaticada venezolana una nueva temporada con el estándar al que está acostumbrado. A escasos meses para lo que sería la jornada inaugural de la zafra 2020-2021, tenemos el deber de manifestar muy responsablemente que el montaje del evento favorito y más esperado del pueblo venezolano se hace cada vez más complejo. Nuestra intención es y seguirá siendo organizar un campeonato para jugar béisbol”.

Más problemas

La LVBP también debe lidiar con otro problema: conseguir que Aragua y Magallanes, catalogados como fundaciones por la Oficina de Control de Bienes Extranjeros de Estados Unidos (OFAC), sean reconocidos como entes privados.

Para lograrlo, Palmisano, en su carácter de jerarca de la LVBP, necesita reunirse con los miembros de la OFAC en suelo norteamericano, algo que, de momento, no pasará por la contingencia originada por el coronavirus.

Si no se demuestra que Magallanes y Aragua son conjuntos que no guardan vínculos con el gobierno de Nicolás Maduro, la Major League Baseball (MLB) impedirá que instructores y peloteros, pertenecientes a las 30 organizaciones del Big Show, presten sus servicios para las escuadras durante el invierno.

La MLB no desea tener problemas con Donald Trump, mandatario estadounidense, que aplicó sanciones a los personajes vinculados con Maduro e impide que se desarrollen modelos de negocios con el oficialismo.

“Son conocidos públicamente los esfuerzos realizados para restablecer el orden jurídico de los equipos Tigres de Aragua y Navegantes del Magallanes, según el Acuerdo de Ligas de Invierno que sostienen los circuitos miembros de la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe (CBPC) con la Major League Baseball (MLB) -organizaciones a las que la LVBP está afiliada-, luego de solventada la situación de los otros seis equipos en diciembre de 2019. Este proceso requiere el cumplimiento de exigencias muy específicas, para así demostrar que ambas divisas pueden operar en el marco del convenio en el que deben interactuar con MLB”.

Esperanza

Pese a que el panorama luce complicado, la LVBP considera que todavía hay esperanzas de que se resuelvan los problemas y se pueda efectuar la venidera contienda.

“Estamos convencidos que superaremos estos obstáculos y nos reencontraremos más temprano que tarde en los estadios venezolanos, disfrutando de cada jugada, picheo y batazo del talento criollo en constante ascenso (…) La responsabilidad y seriedad demostradas por la LVBP a lo largo de su historia, fundamento de la credibilidad, confianza y respaldo de los fanáticos del béisbol profesional desde su aparición en enero de 1946, nos obliga a tomar decisiones cónsonas con dicho papel de responsabilidad ante el espectáculo favorito de los venezolanos”.

Valencia / Joseph Ñambre

Share This:

Comentarios

  campana-2020-2021   lvbp   riesgos   

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!