Venezuela

A ocho años de la explosión de Amuay, Pdvsa aún tiene una deuda que saldar

Hace ocho años que la explosión de Amuay le quitó la vida a 42 personas, hirió a 150, dejó cinco desaparecidos y pérdidas materiales cercanas a los 1.100 millones de dólares / Foto: Archivo

Este 25 de agosto se cumple un año más de la tragedia en la refinería de Amuay, desde entonces al menos 19 trabajadores petroleros siguen sufriendo de las secuelas de la explosión.

La mayoría fueron afectados por pérdida de la audición, graves fracturas y estrés postraumático. Sin seguro médico, aún esperan por atención para seguir el tratamiento que los ayude a superar sus dolencias, las cuales han sido olvidadas por Pdvsa

“No hemos tenido respuesta de ningún tipo. Personalmente he llevado los casos de los trabajadores afectados y quién diga que lo indemnizaron por completo, eso no es cierto. Como trabajador lesionado por la explosión de Amuay me entregaron una casa como parte de pago por la indemnización, pero no estaba en condiciones para habitar. Por otra parte, desde hace varios años no he podido seguir con mi tratamiento porque Pdvsa dejó de pagar el seguro, hasta una vitamina que tengo que tomar de por vida me han dejado de suministrar”, cuenta Reinaldo Jurado, trabajador del Complejo Refinador Paraguaná en el estado Falcón, integrada por las refinerías Amuay y Cardón.

Reinaldo junto con otros compañeros de labores se encontraba ese sábado 25 de agosto de 2012 en el patio de almacenamiento número 23 de la refinería de Amuay, llamado por los trabajadores como “patio de culebra”, que queda entre las oficinas de la empresa Puramin (fábrica de lubricantes) y el tanque 203.

Mientras trasladaban unos materiales y andamios en su transporte, los llamaron por radio para avisar que no podían seguir su curso debido a la presencia de una extensa nube de gas, en ese momento se percataron de que algo no andaba bien y deciden huir del lugar. Corren por instinto, sin ser alertados por alguna señal de la propia Pdvsa, ni por una alarma para que el personal evacuara de las instalaciones.

Tras la corrida salen por los huecos de una cerca perimetral cercana a la autopista que bordea la empresa estatal y a los 9 minutos, precisamente a la 1:09 de la madrugada, los impacta la onda expansiva de la explosión, dejándolos con problemas auditivos y graves fracturas.

“La onda expansiva me elevó y cuando caí, me golpeé fuertemente. Cuando me atendieron, los médicos no se dieron cuenta que tenía una lesión en la cadera, dejé de percibir sangre en esa zona y ya para noviembre tenía el hueso necrosado; 42% de la cabeza del fémur la tenía necrosada y el 16 de febrero de 2013 me cortaron el hueso, me hicieron una artroplastia completa de cadera derecha, muy dolorosa. He sido operado cuatro veces y no he tenido una evolución favorable», explicó Reinaldo.

Lea más de esta nota en el siguiente enlace: https://talcualdigital.com/a-8-anos-de-la-explosion-de-amuay-pdvsa-aun-tiene-una-deuda-que-saldar/

Caracas / TC

Share This:

Comentarios

  tragedia-amuay   

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!