Tiempo Libre

La lucha es acompañada

Psicólogos aseguran que el duelo por el diagnóstico del cáncer es más llevadero en compañía / Foto: Archivo

El de mama es el cáncer más común entre las mujeres, a excepción del cáncer de piel, en todo el mundo. De hecho, de acuerdo con el sitio web de la Asociación Española Contra el Cáncer, representa la primera causa de muerte por patologías cancerígenas en la población femenina (con 154% del total de fallecimientos anuales).

Pero los hombres no están exentos de sufrirla, aun cuando las campañas relacionadas con la enfermedad son dirigidas a las féminas.

Es un hecho tangible, que sólo en 2018 se reportó el deceso de 626.679 personas en el mundo, según datos de Globocan.

La situación que afecta a gente de todos los países le cambia la vida tanto al paciente como a todos los que integran su núcleo familiar o personal.

Existe un impacto psicológico, emocional, que debe ser atendido para tomar las decisiones que siguen en el camino y ayudar al cuerpo a través de los pensamientos y las acciones correspondientes.

“Cuando una persona tiene enfermedades de esta índole lo primero que debe ocurrir es hacer consciencia de ello. ´Yo sé que estoy enfermo’, ‘Yo sé que tengo que hacer cosas para estar bien’”, explicó la psicólogo Louisiana Rodríguez.

Enfatizó que la negación aparece como parte de un proceso de duelo, que se enfrenta tras conocerse la existencia de la patología. Muchos pacientes experimentan pensamientos fatalistas y dejan de enfocarse en la solución por estar abrumados en el problema.

La especialista con consultas en el Centro Diagnóstico Integral de Lechería mencionó que la manera de vivir el desarrollo de la situación tiene mucho que ver con el sistema de habilidades y la óptica de cada persona.

Al contar con un estilo de vida con tendencia objetiva, agradable, neutra y lúcida se instaura un sistema de protección a nivel psíquico, emocional, que permitirá asumir una posición de aceptación y acción en función de las mejorías físicas.

En el momento de tomar consciencia de la enfermedad es necesario sacar a flote esas habilidades y el temperamento adecuado, pues influyen mucho en el estado de salud.

“Cuando una persona sufre de cáncer, de cualquier tipo, el estado de ánimo es muy importante. Las personas con síntomas depresivos y personalidades negativas tienden a tener más posibilidades de desarrollar una enfermedad de este tipo”.

Paso a paso
Para la especialista, el enfoque de un estilo de vida en presente es muy recomendable para pacientes con cáncer.

Es posible que las personas se anclen al pasado, al recordar situaciones que ya no son modificables, o que se ubiquen en expectativas y proyecciones futuras, que no se sabe si van a suceder.

Ante ello, las técnicas de respiración son ideales. Si se involucra en la cotidianidad una actividad sensorial, que permita una conexión con el organismo, es más sencillo mantenerse en presente a través del mismo cuerpo.

Es propicio resguardarse en el equipo de contingencia y la mejor compañía que se pueda tener: la familia.

Las caminatas, al ritmo que demande cada individuo, también son positivas. Permiten bajar los niveles de estrés y aumentan los neurotransmisores positivos en el cuerpo. “Cuando se está enfermo se eleva el cortisol, que a su vez produce estrés y baja las defensas”.

La tranquilidad es clave y es una decisión. Al tratarse de una sensación del ser está en el interior y se puede activar a través de seres queridos o actividades que se disfrutan.

Al final, todas estas cosas son ayudas que el cuerpo recibe y que favorecen el control de pensamientos para no generar miedo e incertidumbre.

Al crear rutinas se evitan los pensamientos “flotantes”, que condicionan las conductas y que suelen ser fatales para los pacientes con cáncer.

“Como yo no tengo nada que hacer y soy una persona enferma, ya mi vida no sirve”, resaltó la doctora en referencia a los pensamientos negativos que se pueden producir ante la falta de actividades puntuales.

Acompañamiento
Las personas más próximas al paciente desempeñan un rol fundamental, de acuerdo con la posición que asuman.

Rodríguez destacó que la ayuda no debe ponerse en práctica de forma pasiva o de víctima. Hay que llenarse de todos los aspectos positivos que pueden transmitir los parientes.

La dinámica familiar muchas veces cambia tras el diagnóstico y el proceso de duelo es generalizado. “Todos temen que la enfermedad se vuelva algo mortal”.

La familia es el equipo de contingencia desde el acompañamiento, el apoyo y la escucha.

Se sugiere no tomar partido en los juicios personales o quedarse en el temor. Muchos al enterarse de que algún allegado tiene cáncer lo incapacitan y lo etiquetan, creándole más limitaciones. “Se trata de acompañar, ‘¡Vamos, que yo ahora estoy contigo!’”.

Concientización
Cada 19 de octubre se celebra el Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer de Mama, en función de la concientización de la población sobre esta patología que afecta a mujeres y hombres en todos los países.

Durante el mes normalmente se realizan campañas para la prevención y detección temprana, que podrían cambiar el rumbo de un posible diagnóstico y salvar la vida de muchas personas.

El lazo rosado se ha convertido en un símbolo que acompaña la imagen gráfica del cáncer de mama y que invita a la población global a adoptar como hábitos los controles mamarios y chequeos médicos periódicos.

Convocatoria
El Colegio de Psicólogos del estado Anzoátegui, a través de su Comisión Electoral, invitó a todos los inscritos en la organización a un censo de actualización de datos. Ello en el marco de las venideras elecciones gremiales para la renovación de sus autoridades.

A través del correo electrónico celectoral.anzoategui@gmail.com se canalizará el proceso. A esa dirección se deben enviar nombre completo, número de cédula de identidad y de FPV. La convocatoria estará abierta hasta el 2 de noviembre.

Puerto La Cruz / Oriana García

Share This:

Comentarios

  

Publicidad




Publicidad

Publicidad

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!