Locales

Variación de la tasa del dólar pone en jaque a comerciantes de Barcelona

Comerciantes temen no poder reponer inventarios ante la variación de la tasa del dólar / Foto: Arturo Ramírez

La variación de la tasa del dólar en Venezuela, la cual superó esta semana la barrera de los 500 mil bolívares, pone en jaque a los comerciantes de Barcelona por no saber cómo reponer los inventarios.

El presidente de la Cámara de Comerciantes de Barcelona, Wael Raad, señaló que durante un recorrido realizado en los últimos días por las zonas de actividad económica, era notable la preocupación del gremio. Estima que más del 50% está gravemente afectado.

“Seguimos en una economía improductiva, sumergida en un proceso hiperinflacionario, donde el poder adquisitivo desaparece día a día. Urgen soluciones o métodos distintos a los actuales. Muchos comerciantes aseguran que no pueden continuar, ya que no les es rentable, no cubren sus gastos con las condiciones actuales”, expresó.

Una de las principales soluciones que sugiere el representante gremial es incluir al sector privado y a todos los trabajadores para que se tomen las mejores decisiones.

“El sector privado de alguna manera termina solucionando las cosas y debe trabajar con el sector público. Ellos (Gobierno) tienen que generar políticas que inspiren confianza para que los comerciantes puedan seguir invirtiendo, ya que hoy en día se les ha hecho cuesta arriba”.

Afectados

Aunque Raad aseveró que la mayoría de los comerciantes son afectados por la hiperinflación que continúa en alza con la tasa del dólar oficial y paralelo, la cual se ubicó la mañana de este viernes en Bs 506.541,78 y Bs 525.842,35, respectivamente, mencionó que los dueños de los locales que funcionan dentro de los centro comerciales sufren más, por no poder trabajar con normalidad.

Manifestó que como consecuencia muchos han abandonado sus puestos por no poder atender los gastos que se suman a las inversiones.

“En un primer piso de un centro comercial no reconocido ya no hay nadie alquilando. Mientras que en la planta baja, de 20 puede que trabajen cuatro. Eso degrada y pone a la gente a que no entre mucho”.

Barcelona / Elisa Gómez

Share This:

Comentarios

  

Publicidad




Publicidad

Publicidad

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!