Mundo

La industria de cruceros tira la toalla en 2020, mira hacia 2021

La industria de los cruceros ha estado prácticamente cerrada al público desde mediados de marzo / Foto: AP

La industria de cruceros ha abandonado las esperanzas de reiniciar las operaciones este año.

Días después de que Carnival y Norwegian extendieran la suspensión de los cruceros hasta fin de año, el grupo que representa a las líneas de cruceros con el 95% de la capacidad oceánica mundial dijo el martes que sus miembros acordaron extender la suspensión de las operaciones de navegación de Estados Unidos por el resto de 2020.

El anuncio se produce pocos días después de que el gobierno gringo levantó efectivamente su orden de no navegar a pesar de un aumento global en las infecciones por coronavirus.

La Asociación Internacional de Líneas de Cruceros, que incluye a los gigantes de cruceros Princess, Carnival y Royal Caribbean, indicó que sus miembros han optado voluntariamente por mantener la suspensión actual de las operaciones de cruceros hasta fin de año.

Los miembros “utilizarán el resto del año para prepararse para la implementación de medidas extensivas para abordar la seguridad de COVID-19” con la orientación de expertos en salud pública y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.

El viernes, los funcionarios federales de salud emitieron nuevas reglas que permitirán que los grandes cruceros comiencen a navegar nuevamente en aguas estadounidenses, aunque no de inmediato. Entre los requisitos de los CDC está que los propietarios de los barcos deben realizar pruebas a todos los pasajeros y la tripulación al inicio y al final de todos los viajes, que están limitados a siete días.

A mediados de marzo, los CDC ordenaron a los cruceros que dejaran de navegar hacia los puertos estadounidenses después de que varios brotes convencieran a los funcionarios de que los barcos eran calderos potenciales de infección. Después de ser renovado varias veces, el pedido más reciente expiró en octubre, y las nuevas pautas pusieron fin de manera efectiva al pedido de no navegar.

La industria de los cruceros ha estado prácticamente cerrada al público desde mediados de marzo, cuando quedó claro que el virus mortal y contagioso ya había estado arrasando Estados Unidos sin cesar durante semanas. La asociación de cruceros estima que la suspensión de cruceros eliminó más de $ 25 mil millones en actividad económica y 164,000 empleos americanos.

Las acciones de las principales compañías comenzaron a bajar en febrero a medida que se propagaba el virus y tocaron fondo a mediados de marzo, cuando la economía estadounidense se cerró de forma efectiva. Las empresas han sufrido miles de millones en pérdidas este año, eliminando más del 70% de su valor.

Las pautas de los CDC de la semana pasada dicen que para reanudar el transporte de pasajeros, las empresas deben demostrar que tienen procedimientos para realizar pruebas, poner en cuarentena y aislar a los pasajeros y la tripulación. Tendrán que construir laboratorios de prueba en todos los barcos y hacer sus propios arreglos para aislar o poner en cuarentena a los pasajeros en tierra si es necesario. 

Antes de que se les permita navegar, tendrán que realizar viajes simulados con voluntarios que interpreten a pasajeros que se enferman.

Las nuevas pautas llegan a medida que aumentan los casos de coronavirus en los Estados Unidos y en todo el mundo, con un clima más frío y más personas agrupadas en el interior.

Maryland / AP

Share This:

Comentarios

  

Publicidad




Publicidad

Publicidad

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!