Mundo

Militares colombianos recibirían 20 años de cárcel por abuso

Los uniformados también fueron destituidos e inhabilitados por 20 años para ejercer cargos públicos / Foto: Cortesía

Siete militares colombianos recibieron este jueves la máxima sanción disciplinaria en el país por el presunto abuso sexual y secuestro a una menor de edad indígena en junio de 2020. La Procuraduría General de la Nación los destituiría e inhabilitaría por 20 años para ejercer cargos públicos por tratarse de “faltas gravísimas”.

Se trata de un fallo en primera instancia. Tras la apelación del abogado defensor de los militares, el Ministerio Público revisará la decisión en segunda instancia.

La presunta violación colectiva tuvo lugar el 21 de junio pasado en el municipio de Pueblo Rico, ubicado en el departamento de Risaralda, al este. La niña pertenece a la comunidad indígena Emberá Chamí, quienes conservan su lengua nativa y sus tradiciones.

Según el relato de la víctima, y que fue recopilado por las autoridades, los militares la atacaron cuando ella se encontraba alejada de su casa para recoger frutos de los árboles. Sus familiares la buscaron incansablemente por la zona.

La menor aseguró que los militares la retuvieron en su poder hasta la madrugada del siguiente día. “Cuando acabaron me dijeron que no me fuera para la casa, y ellos me hicieron un cambuche para que yo me acostara a dormir”.

Este caso indignó a los colombianos y al Estado mismo. El ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, lo calificó de “crimen execrable”, mientras que el presidente Iván Duque pidió celeridad en la investigación.

Según la Procuraduría, los soldados habrían acordado abusar de la menor pese a que éstos lo negaron. El Ministerio Público también concluyó que los militares estarían intentando librarse de los cargos en su contra diciendo que fue la víctima quien tuvo la iniciativa de sostener relaciones sexuales consecutivamente y que además no sabían que era menor de 18 años de edad.

“La atribución a la menor víctima para mantener relaciones sexuales con un grupo de soldados que ni siquiera conocía, además de ser una ofensa más para la dignidad de ella, no pasa de ser una idea burda”, se describe en el fallo leído este jueves.

Los soldados vinculados al caso son Juan Camilo Morales Poveda, Yair Stiven González, Luis Pérez Holguín, Juan David Guaidi Ruíz, Óscar Eduardo Alzate, Deyson Andrés Isaza Zapata y Luis Fernando Mangareth Hernández, quien según la Procuraduría no abusó de la menor pero habría sido cómplice de sus compañeros.

Los soldados se abstuvieron de pronunciarse sobre el fallo. El abogado defensor, Cristian Valencia, aseguró que faltan pruebas técnicas y por eso pidió revisar el caso. “Solo se basó en la credibilidad de la menor víctima”, señaló.

En Colombia están separados los procesos penales de los disciplinarios. Los siete soldados se encuentran en la cárcel y aceptaron cargos ante la Fiscalía General de la Nación por el delito de acceso carnal abusivo con menor de 14 años agravado. Sin embargo, aún no han sido condenados.

Tras el caso de la menor Emberá, en el país fueron denunciados y están investigando otros casos de niñas indígenas que habrían sido abusadas por miembros de las fuerzas armadas en la comunidad Nukak, hechos que fueron rechazados por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Bogotá / AP

(Visited 199 times, 2 visits today)

Share This:

Comentarios

  




Publicidad

El Tiempo