Deportes

Piloto francés Romain Grosjean salvó la vida de milagro tras incendio en premio de Bahréin

Pese a lo fuerte del siniestro Grojean solo sufrió pequeñas quemaduras en los tobillos / Fotos: Agencias

El Gran Premio de Baréin, el antepenúltimo del Mundial de F1, fue interrumpido este domingo en el circuito de Sakhir con bandera roja, nada más darse la salida, a causa del escalofriante accidente del francés Romain Grosjean (Haas).

Al tocarse con el Alpha Tauri del ruso Daniil Kvyat, el galo -que no sufrió lesiones mayores salvo quemaduras en manos y tobillos- se estrelló contra la barrera y destruyó de forma espectacular su monoplaza, que se incendió.

La prueba se interrumpió de forma inmediata, con bandera roja; y más adelante se informó de que la reanudación se retrasaría ya que, aparte de retirar de pista los restos del Haas de Grosjean, se tuvo que reparar la valla de seguridad contra la que éste se había estrellado.

El accidente de Grojean es uno de los más serios en la era moderna de la F1 / Foto: Agencia

Durante unos instantes se llegó a temer lo peor en Sakhir, ya que la realización de televisión no ofrecía la repetición del accidente, del que en directo se había apreciado que el coche de Grosjean estaba envuelto en llamas.

Más adelante se vieron las imágenes del galo, consciente y sin aparentes problemas, en el coche médico. Con lo cuál se recuperó cierta calma en el circuito de Sakhir.

No obstante, el visionado de la evacuación del francés, que durante unos segundos estuvo ardiendo dentro del ‘cockpit’ de un coche partido literalmente en dos, fue igualmente escalofriante.

La fugaz pesadilla se saldó inicialmente con pequeñas quemaduras en manos y tobillos, según informó su escudería; antes de que Grosjean fuese evacuado a un hospital militar de Manama, la capital del reino arábigo, para ser examinado de forma más detallada.

Bahréin / EFE


Share This:

Comentarios

  formula-1   grojean   incendio   

Publicidad




Publicidad

Publicidad

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!