Mundo

La economía del Reino Unido sufre la mayor caída desde 1709

Las cifras del PIB muestran la amplitud del impacto económico de la pandemia en Gran Bretaña / Foto: AP

La economía británica sufrió su mayor declive en más de 300 años en 2020 cuando la pandemia del coronavirus cerró tiendas y restaurantes, devastó la industria de viajes y redujo la fabricación.

La economía se contrajo un 9,9% el año pasado, más del doble de la cifra de 2009 en el apogeo de la crisis financiera mundial, dijo el viernes la Oficina de Estadísticas Nacionales. La caída es la más grande desde 1709, cuando una ola de frío conocida como Gran Helada devastó lo que entonces era una economía principalmente agrícola.

Los datos se producen cuando la economía británica sigue atada a restricciones diseñadas para combatir el COVID-19. Un repunte en el crecimiento durante el cuarto trimestre se ha visto sofocado por el tercer cierre de Inglaterra, que ha bloqueado escuelas, restaurantes y tiendas no esenciales desde mediados de diciembre. También se mantienen estrictas restricciones en Irlanda del Norte, Escocia y Gales.

“Las cifras de hoy muestran que la economía ha experimentado un impacto grave como resultado de la pandemia, que ha sido sentida por países de todo el mundo”, expresó el principal funcionario del Tesoro del Reino Unido, el canciller Rishi Sunak, en un comunicado. 

“Si bien hay algunos signos positivos de la resistencia de la economía durante el invierno, sabemos que el bloqueo actual continúa teniendo un impacto significativo en muchas personas y empresas”.

Sunak dijo que anunciaría nuevos planes para proteger los empleos y fortalecer la economía cuando entregue su declaración presupuestaria anual a la Cámara de los Comunes el 3 de marzo.

COVID-19 ha afectado la economía británica con más fuerza que la mayoría de las otras democracias industrializadas. El PIB francés se contrajo un 8,3% el año pasado, el de Alemania un 5% y el de EE.UU. un 3,5%.

Las cifras del PIB muestran la amplitud del impacto económico de la pandemia en Gran Bretaña.

El sector de servicios, que representa alrededor del 80% de la economía del Reino Unido, se contrajo un 8,9% el año pasado, y la producción de los negocios de alojamiento, alimentos y bebidas cayó más del 55% desde los niveles de febrero. La manufactura cayó un 8,6% y la construcción un 12,5%.

Con la esperanza de relajar las restricciones que han devastado la economía, el Reino Unido ha tomado medidas para vacunar rápidamente a sus residentes más vulnerables. Más de 13,5 millones de personas, o alrededor del 20% de la población, habían recibido al menos una dosis de la vacuna COVID-19 hasta el miércoles.

Andy Haldane, economista jefe del Banco de Inglaterra, comentó que la campaña de vacunación está ayudando a Gran Bretaña a dar un giro en su batalla contra el virus. Es probable que el levantamiento de las restricciones de COVID-19 desencadene una ola de gasto por parte de consumidores y empresas que desencadenará una rápida recuperación a finales de este año, dijo.

“También está a punto de girar una esquina decisiva para la economía, con enormes cantidades de energía financiera reprimida esperando ser liberada, como un resorte en espiral”, escribió Haldane en el Daily Mail.

Pero ese optimismo se produce en el contexto del brote de coronavirus más mortal de Europa, con más de 115.000 muertes registradas hasta ahora.

“Estas cifras confirman que el Reino Unido no solo ha tenido el peor número de muertos en Europa, sino que estamos experimentando la peor crisis económica de cualquier economía importante”, dijo Anneliese Dodds, portavoz del opositor Partido Laborista en cuestiones económicas. 

“Las empresas no pueden esperar más. El Canciller debe presentar ahora un plan para asegurar la economía en los meses venideros, con el apoyo que va de la mano con las restricciones de salud ”.

Londres / AP

(Visited 1 times, 1 visits today)

Share This:

Comentarios

  




Publicidad

El Tiempo