Tiempo Libre

Para Kelly Rowland, las cosas buenas vienen de a tres

Kelly Rowland vuelve al ruedo musical con su nuevo EP / Foto: Richard Shotwell/AP

Si las cosas buenas vienen de a tres, Kelly Rowland disfruta actualmente su momento de dicha.

Hace menos de un mes la cantante ganadora del Grammy tuvo a su segundo hijo, Noah; la semana pasada celebró su 40mo cumpleaños, y el viernes lanzó un nuevo EP titulado sencillamente “K”.

“Hace un par de meses dije que tendría dos nacimientos: el nacimiento del bebé y el nacimiento de un álbum”, señaló Rowland tras advertir que su hijo de 6 años, Titan, o los llantos de su recién nacido podrían interrumpir la entrevista. “Algunas canciones las tenía desde hace años, algunas quizás un año o un par de meses, pero todo se compaginó de una manera tan hermosa”.

El resultado de su parto musical es un proyecto de seis canciones fuertemente influenciadas por ritmos de afro-beat. ¿Cómo fue grabar con un vientre en expansión?

“¡Me faltaba el aire!”, dijo Rowland riendo.

“K” incluye el tema bailable “Crazy” así como el sensual “Hitman”, una canción esencial para el tipo de fiestas de sótano sudorosas que la pandemia no permite de momento.

En la canción con sabor isleño “Better”, Rowland canta con emoción: “Más vale que me ames / Porque no me voy a ninguna parte”.

“Definitivamente hablo sobre mis asuntos con Tim”, señaló entre risas sobre su esposo Tim Weatherspoon, agregando que la cercanía forzada por la pandemia sólo ha hecho que se enamore más de él. “Cuando oído una canción, no lo hago preguntándome ‘¿va a ser un éxito?’ Me fijo en qué me hace sentir… y con las canciones que todos escucharán en el (EP), hay una conexión con todas ellas”.

Características

El sencillo “Black Magic”, con percusión rítmica y unos cuernos triunfantes, es una oda a ser “negra y orgullosa y llena de alegría sin reservas”, explicó Rowland. Es un tema que rebosa de amor propio y orgullo por una mujer cuyo nombre, gracias a la letra de un tema de Kanye West, se ha vuelto un adjetivo para una mujer hermosa de piel negra más oscura. Pero Rowland no siempre tuvo esa confianza de la que canta en “Black Magic”.

“Sí lo noté con ciertas sesiones de fotos o gente honesta que decía, ‘Bueno, no podemos tenerla para esta campaña. Es un poquito demasiado negra’”, reveló. “¿Me afectó? Por un tiempo sí, porque pensaba, ‘Bueno, si soy más oscura, ¿significa que no tendré las mismas oportunidades?’”

Pero Rowland encontró consuelo en el éxito de artistas como Janet Jackson, Whitey Houston y Brandy, además del apoyo de mujeres mayores en su círculo. Se sintió segura en su propia piel, y desde entonces trata de inculcárselo a sus jóvenes admiradoras.

“Mi confianza tomó un tiempo y a veces hubo momentos en que fingí tenerla hasta que la conseguí”, indicó Rowland, quien también celebró la canción y video musical de Beyoncé “Brown Skin Girl”. “La chica que quizás se sienta como yo me sentí, tengo que llevarla conmigo en este recorrido y tengo que defenderla”.

Repaso

A sus 40 años, ha pasado casi un cuarto de siglo desde que el cuarteto original de Destiny’s Child salió de Houston para alcanzar el estrellato internacional, y es ese vínculo de toda una vida con Beyoncé y Michelle Williams, quien más tarde se unió al grupo, lo que la ha ayudado a mantenerse anclada.

“Esa ha sido la mayor bendición”, comentó Rowland sobre la hermandad del trío. “El hecho de que nadie lo sabrá, pero estaremos en mi casa o en casa de B o de Michelle simplemente relajadas y esos son algunos de nuestros momentos más dulces”.

“Cuando hablamos de hijos o de matrimonio o lo que sea, sé que ellas son mi roca. Realmente lo son”, continuó. “Y no conozco a mucha gente que tenga eso en esta industria”.

Nueva York / Gary Gerard Hamilton / AP

Share This:

Comentarios

  canciones   kelly-rowland   regreso-musical   




Más vistas


Publicidad




Publicidad

Publicidad

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!