Mundo

Se teme que 130 migrantes con destino a Europa hayan muerto frente a las costas de Libia

Alarm Phone acusó a las autoridades europeas de negarse a coordinar una operación de búsqueda / Foto: AP

Se teme que más de 100 migrantes con destino a Europa hayan muerto en un naufragio frente a Libia, según grupos de rescate independientes y la agencia de migración de la ONU. El hecho ocurrió mientras aumentan los intentos de cruzar el Mediterráneo durante los meses más cálidos.

Las organizaciones humanitarias han acusado a la guardia costera libia y a las autoridades europeas de no cumplir con sus responsabilidades de salvar vidas. Un funcionario de la guardia costera libia dijo a The Associated Press que el guardia buscó el barco pero no pudo encontrarlo con sus recursos limitados.

SOS Mediterranee, que opera el barco de rescate Ocean Viking, dijo el jueves por la noche que el bote de goma volcado, que inicialmente transportaba a unas 130 personas, fue visto en el mar Mediterráneo al noreste de la capital libia de Trípoli. El barco de ayuda no encontró sobrevivientes, pero pudo ver al menos 10 cuerpos cerca del naufragio.

“Pensamos en las vidas que se han perdido y en las familias que tal vez nunca tengan certeza de lo que les sucedió a sus seres queridos”, expresaron en un comunicado.

El tráfico de migrantes ha planteado la pregunta entre los países de la Unión Europea y Libia sobre quién es responsable de salvar a los que están en el mar.

SOS Mediterranee afirmó que los desaparecidos probablemente se unirán a las 350 personas que se han ahogado en el mar en lo que va de año. Acusó a los gobiernos de no proporcionar operaciones de búsqueda y rescate.

En los años transcurridos desde el levantamiento respaldado por la OTAN en 2011 que derrocó y mató al antiguo dictador Moammar Gadhafi, Libia, devastada por la guerra, se ha convertido en el punto de tránsito dominante para los migrantes que huyen de la guerra y la pobreza en África y Oriente Medio. 

Los contrabandistas a menudo empaquetan a familias desesperadas en botes de goma mal equipados que se estancan y naufragan a lo largo de la peligrosa ruta del Mediterráneo central.

La Organización Internacional para las Migraciones manifestó que esta sería la mayor pérdida de vidas en el Mediterráneo central desde principios de 2021. En un comunicado el viernes, la OIM dijo que al menos otras 300 personas se han ahogado o desaparecido en el Mediterráneo central este año, describiéndolo como un aumento significativo en comparación con el mismo período del año pasado.

“Estas son las consecuencias humanas de las políticas que no respetan el derecho internacional y los imperativos humanitarios más básicos”, tuiteó Eugenio Ambrosi, jefe de gabinete de la Organización Internacional para las Migraciones.

Alarm Phone, una línea directa de crisis para migrantes en peligro en el Mediterráneo, destacó que había estado en contacto con el barco en peligro durante casi 10 horas antes de que zozobrara. 

Agregó en un comunicado que había notificado a las autoridades europeas y libias de la posición GPS del barco, pero que solo grupos de rescate no estatales lo buscaron activamente.

Alarm Phone acusó a las autoridades europeas de negarse a coordinar una operación de búsqueda, dejándola únicamente en manos de la guardia costera libia.

El portavoz de la guardia costera libia, Masoud Ibrahim Masoud, dijo que su agencia realizó un esfuerzo serio. “Coordinamos la operación de búsqueda”, dijo a The Associated Press. “Los barcos siguieron buscando en el mar durante más de 24 horas, pero el oleaje era muy fuerte”.

Masoud añadió que alrededor del mediodía del miércoles, la guardia costera recibió dos alertas de rescate de dos botes de goma en peligro al este de Trípoli. Una patrullera fue enviada de inmediato y rescató a 106 migrantes, entre ellos mujeres y niños, que se encontraban a bordo de uno de los dos botes, puntualizó. Dos cuerpos fueron sacados del agua cerca del bote volcado.

Aseveró que el mismo barco de la guardia costera continuó buscando, pero la visibilidad era baja y el mar agitado. Dijo que la embarcación finalmente regresó al puerto para que los otros migrantes a bordo pudieran recibir atención médica.

Mientras tanto, señaló que las autoridades libias pidieron a tres barcos mercantes y al Ocean Viking que buscaran el bote de goma desaparecido, hasta que la patrullera libia pudiera unirse a ellos nuevamente.

En los últimos años, la Unión Europea se ha asociado con la guardia costera de Libia y otros grupos locales para detener estos peligrosos cruces marítimos. Los grupos de derechos humanos, sin embargo, dicen que esas políticas dejan a los migrantes a merced de grupos armados o confinados en miserables centros de detención plagados de abusos.

Massoud consideró que el apoyo de la UE no es suficiente.

El Cairo / AP

(Visited 1 times, 1 visits today)

Share This:

Comentarios

  




Publicidad

Publicidad




Publicidad

Publicidad

El Tiempo