Locales

Solo 30% de la flota de transporte público de la zona norte está operativa

El Sutta manifestó que los representantes regionales del gremio no los ayudan a adquirir repuestos e insumos para mantener los buses / Foto: Arturo Ramírez

Solo 30% de la flota de transporte público de la zona norte de la entidad se encuentra operativa. Sin embargo, se ha registrado un avance en comparación con la situación que había al inicio de la pandemia.

Así lo expresó el presidente del Sindicato Único de Trabajadores del Transporte de Anzoátegui (Sutta), Hugo Hernández, quien agregó que hasta mediados de mayo de 2020 apenas funcionaba 10% de las unidades.

Señaló que actualmente los choferes tienen la posibilidad de abastecerse de combustible, cosa que no podían hacer con facilidad el año anterior, debido a la escasez y la falta de organización de parte de las autoridades responsables de este sector.

En la actualidad, cada línea recibe 14 cupos para surtir a sus afiliados y, por ende, restringe las labores diarias de todos los agremiados.

“Por solo poner un ejemplo, en la asociación de transporte La Orquídea hay 180 choferes asociados, pero solamente podrán trabajar los que tuvieron la oportunidad de llenar los tanques: 12 ó 14. Tenemos la ventaja de que contamos con autobuses a gasoil y que ese combustible está más accesible, esos son los que están trabajando”, comentó.

Más afectados

Hugo Hernández acotó que la operatividad en las zonas rurales es la que se ha visto más decaída en los últimos meses, no solo por el tema de la gasolina, sino también por la falta de repuestos para reparar las unidades.

Cruz Verde, en Barcelona, es una comunidad que tiene cinco rutas y cuenta con una cooperativa y una organización para prestar el servicio de transporte, pero solo hay seis autobuses trabajando.

“Esa cantidad de vehículos no es suficiente para movilizar a los habitantes y la misma situación se repite en varias zonas”, dijo el vocero gremial.

En sectores como Mayorquín y Puente Ayala apenas trabajan tres carros, mientras que en Cardonal de Mesones no había unidades ofreciendo el servicio y solventaron el déficit con dos automotores.

“Cardonal de Mesones se había quedado sin vehículos que ofrecieran el servicio y solventamos ese déficit enviando dos autobuses”, señaló.

Piratas

Últimamente, señaló el presidente de Sutta, se ha incrementado la cantidad de unidades no afiliadas a ninguna organización gremial que prestan el servicio. Como consecuencia cobran la tarifa que mejor les parece irrespetando los acuerdos.

“A nosotros como asociados a las líneas las alcaldías nos mantienen bajo inspecciones para que cobremos lo legal y el usuario no salga perjudicado, pero los llamados “piratas” no se apegan a lo establecido”, aseveró.

Indicó que en las sedes de las cooperativas de transporte hay más unidades dañadas porque las ganancias no permiten adquirir insumos de mantenimiento y el gobierno no los dota.

“Los transportistas de ahorita solo están trabajando para comer. Sí hay carros que han logrado recuperarse, pero con la ayuda de gente del extranjero, hijos de choferes u otros familiares. Estamos en manos de Dios, las autoridades no nos ayudan ni con cauchos, ni aceite, ni autopartes”, manifestó.

El Sutta aspira a que las condiciones para el sector transporte continúen mejorando y se aumente la flota progresivamente.

Puerto La Cruz / Milena Pérez

(Visited 1 times, 1 visits today)

Share This:

Comentarios

  transporte-publico   




Publicidad

El Tiempo