Venezuela

Opositores piden reflexionar y replantear estrategias y liderazgo luego del 21N

Juan Guaidó indicó que llegó el momento de la “reflexión y la unidad” / Foto: Caraota Digital

Dirigentes opositores que participaron en la consulta regional del 21-N, se pronunciaron sobre la necesidad de replantear el liderazgo antichavista, de cara a los resultados electorales que dieron el triunfo en todo el país a la mayoría de los candidatos del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv).

Los adversarios del Gobierno participaron en la contienda divididos en tres grupos -la MUD, la Alianza Democrática y la Coalición Nacional Independiente-, además de otras individualidades independientes en todas las entidades.

Esta situación llevó a dispersar el voto de la oposición ocasionando -junto con la abstención- que sólo pudieran arrebatarle tres gobernaciones -Zulia, Cojedes y Nueva Esparta- al oficialismo.

Según han señalado distintos dirigentes, el hecho de ir divididos a la contienda impidió el triunfo en cerca de 10 entidades.

“Reinó la anarquía”

El recién electo gobernador del estado Zulia, Manuel Rosales, pidió a la oposición asumir la responsabilidad de lo ocurrido e iniciar un “relanzamiento” de la conducción antigubernamental.

Indicó que hay muchos actores en la política que anteponen sus egos y su individualismo “ante lo grande que es la lucha por el cambio en Venezuela” y agregó que los líderes “no se construyen queriendo ser tendencia en las redes sociales”.

“Perdimos más de 10 gobernaciones porque no hubo unidad, porque no se respetaron los liderazgos; porque no se crearon mecanismos ni métodos para elegir las candidaturas. Reinó la anarquía (…) Tenemos todos que asumir nuestras culpas e iniciar una reingeniería, un relanzamiento de la oposición en Venezuela”, dijo Rosales durante un acto en Maracaibo.

Uno de los ejemplos más representativos de la división fue el del estado Lara, donde resultó vencedor el abanderado de Psuv. Adolfo Pereira con una votación de 46,53%. En el hipotético caso que se hubieran sumado los votos del segundo lugar, ocupado por el aspirante de Avanzada Progresista, Henri Falcón – 41%-, con los del abanderado de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Luis Florido, quien llegó al tercer lugar con 7,47% de los sufragios, los adversarios del Gobierno se habrían podido alzar con la gobernación.

Pero este tipo de escenarios resultan complicados de proyectar debido a las diferencias existentes entre las distintas oposiciones.

Un caso similar fue el de Laidy Gómez (AD) en el Táchira, quien quedó en segundo lugar con 40,08% de los votos, dejando el triunfo en manos del abanderado del Psuv, Freddy Bernal con 41,10% de los sufragios. Si la ahora exgobernadora hubiera contado con los votos del candidato de la MUD, Fernando Andrade (16,28%), habría conseguido un nuevo triunfo para la oposición.

Está visión de la unidad resulta reduccionista y simplista para algunos expertos. El politólogo Ángel Álvarez considera “un grave error” decir que si dos partidos, aparentemente opositores, se alían le ganarían a un tercero en disputa. Incluso es “hipotéticamente posible que dos partidos en coalición obtengan menos votos que si van no aliados, ya que los electores de uno y otro los ven como irreconciliables, por ejemplo, la MUD y la Alianza Democrática”, apuntó a través de Twitter.

“Asumo la responsabilidad”

El presidente de la Comisión Delegada del parlamento 2015, Juan Guaidó, fue otro de los dirigentes que hizo un llamado a la reflexión y la unidad de la oposición.

“Yo asumo la responsabilidad. No es momento de peleas entre partidos, y egos de liderazgos políticos. Es momento de reflexión y unidad por los venezolanos y para ellos (…) Es evidente la necesidad de la unificación de todos los factores”, dijo este lunes.

Guaidó se mostró abierto a convocar a todos los factores, incluyendo a Henrique Capriles Radonski y María Corina Machado.

Otro de los factores llamativos dentro del reacomodo de liderazgos, es la aparición de partidos no tradicionales en el mapa político, como Fuerza Vecinal y la Alianza Lápiz. Esta última organización logró que su abanderado, Antonio Ecarrí, quedara en segundo lugar en la carrera por la Alcaldía de Caracas, que finalmente fue ocupada por la candidata del Psuv, Carmen Melendez.

Aunque Meléndez logró el 58, 94% de los votos, Ecarri con 15,54% se impuso al aspirante de la MUD, Tomás Guanipa, quien totalizó 11,43% de los sufragios.

Nueva foto opositora

Este lunes, Ecarri acusó a la MUD de incoherencia. “Lo que deben construirse son nuevas opciones y en el Lápiz y la Coalición Independiente existe un programa e ideas claras que vamos a llevar a cada rincón de Venezuela”, dijo el líder.

Precisamente a estas organizaciones emergentes se refirió ayer el presidente de la Asamblea Nacional (AN) y dirigente del Psuv, Jorge Rodríguez. Indicó que luego de los comicios del domingo, “hay otra foto opositora” en el escenario político. Rodríguez mencionó a Lápiz como una de estas nuevas toldas y solicitó incorporar al diálogo a la Alianza Democrática y a Fuerza Vecinal – partido que, a través de su aspirante, David Uzcátegui, obtuvo el 40,41% de los votos para la gobernación de Miranda- aunque sin superar al reelecto mandatario chavista, Héctor Rodríguez (48,44%).

“Está apareciendo otra opción opositora diferente al extremismo de la MUD. Ya la MUD no existe”, sentenció el dirigente gubernamental.

“Perdimos más de 10 gobernaciones porque no hubo unidad”, dijo el recién electo gobernador del Zulia, Manuel Rosales (Foto: Crónica Uno)
Antonio Ecarri de la Alianza Lápiz, acusó a la MUD de incoherencia (Foto: Monitoreamos)

Caracas / Rodolfo Baptista

(Visited 1 times, 6 visits today)

Share This:

Comentarios

  




Publicidad

Publicidad




Publicidad

Publicidad

El Tiempo