Tras veto por casi seis años Benzema regresa a la selección de Francia

Karim Benzema volverá a vestir la camiseta de Francia.

El técnico nacional Didier Deschamps convocó el martes al delantero del Real Madrid para disputar la próxima Eurocopa, después de casi seis años alejado por su presunto papel en el escándalo de chantaje a un compañero con un video sexual.

Benzema, de 33 años, disputó el último de sus 81 partidos con Les Bleus en octubre de 2015. Firmó un doblete ante Armenia para elevar a 27 su cosecha goleadora con la selección.

“¿Por qué en este momento? No tengo la capacidad y nadie la tiene, ni siquiera Karim, de regresar y cambiar el pasado”, dijo Deschamps al anunciar a su equipo durante una comparecencia en televisión nacional. “Lo más importante es hoy y el futuro”.

Benzema expresó su alivio mediante un comunicado que publicó en su cuenta de Twitter.

“Muy orgulloso de regresar al equipo de Francia y la confianza que me han demostrado. Gracias a mi familia, mis amigos, mi club, a ustedes (los aficionados)… y a todos los que me han apoyado y me han dado la fortaleza todos los días”, escribió.

El jugador fue vetado del conjunto nacional debido al escándalo del video, en el que Benzema supuestamente fue partícipe en el chantaje a su compañero de la selección Matthieu Valbuena.

Benzema fue duramente criticado, y el entonces primer ministro Manuel Valls llegó a decir que el delantero no debía seguir siendo parte de la selección.

De ascendencia argelina, Benzema mantenía una muy buena relación con Deschamps. Pero en una entrevista, acusó al seleccionador de claudicar ante los racistas cuando el técnico decidió dejarle fuera del equipo para la Euro 2016.

Deschamps, cuya residencia fue pintorreada con grafiti insultante tras la entrevista de Benzema, dijo que habló directamente con el jugador para limar asperezas.

“Obviamente para tomar esta decisión, hubo una serie de pasos importantes y uno fue muy relevante. Nos reunimos, hablamos por un largo rato”, reconoció Deschamps. “Es fue el paso más importante y después lo pensé por largo tiempo, sobre muchas cosas, para llegar a esta decisión”.

Deschamps dejó en claro que cualquier rencor persistente quedó en el pasado.

“No diré nada sobre lo que discutimos entre los dos, nos concierne sólo a los dos. Pero él lo necesitaba y yo lo necesitaba”, dijo. “Creo que el equipo francés está sobre todo lo demás. No nos pertenece, aunque estoy consciente de la gran responsabilidad que tengo”.

Benzema atraviesa quizás el mejor momento de su carrera, con 29 goles en 45 partidos con el Madrid esta temporada, formando un estrecho vínculo con el técnico Zinedine Zidane, exastro de la selección francesa que se consagró en el Mundial de 1998 y la Euro 2000 con Deschamps como compañero.

En el Madrid, Benzema adquirió más protagonismo tras la salida de Cristiano Ronaldo a la Juventus hace tres años, ubicándose quinto en la tabla histórica de goleadores del club español con 278 conquistas.

Su retorno podría costarle el puesto en el once titular a Olivier Giroud, de escasos minutos en el Chelsea desde que Thomas Tuchel tomó las riendas del equipo de la Liga Premier tras el despido de Frank Lampard. Giroud ha sido esencialmente un suplente desde febrero.

Deschamps se mostró emocionado ante la pregunta de si Benzema podría conformar un tridente ofensivo junto con Kylian Mbappé, astro del París Saint-Germain, y Antoine Griezmann, del Barcelona, quien jugó con el delantero merengue en el Mundial de 2014 en Brasil.

“Ésa es parte de la idea, sí. Evidentemente, en el papel muchas cosas pueden verse maravillosas”, comentó. “Tengo la suerte de contar con jugadores de muy alto nivel… No puedo quejarme”.

París / AP

Share This:

Por




Publicidad

Publicidad




Publicidad

Publicidad

El Tiempo