Carrera NASCAR tendrá aficionados en las gradas en Texas

El autódromo Texas Motor Speedway tiene previsto abrir sus gradas el próximo mes a miles de aficionados para que asistan a una carrera reprogramada de la categoría principal de la NASCAR.

El gobernador Greg Abbot aprobó el plan presentado por la pista para permitir la asistencia de espectadores a la competición del 19 de julio, correspondiente a la Cup Series. El madatario había dicho antes que las competencias deportivas al aire libre podían efectuarse usando 50% del cupo de los escenarios.

El presidente de la pista, Eddie Gossage, dijo que era muy pronto para saber cuántos aficionados podrían asistir a la carrera en la pista de 1,5 millas (2,41 kilómetros) que tiene capacidad para unas 135.000 personas, incluidas las suites y gradas que se extienden dos tercios de milla (un kilómetro) de extremo a extremo.

“No lo sabemos, porque eso depende”, afirmó Gossage.

El autódromo, que debe acatar los protocolos vigentes de distanciamiento social, tiene primero que reasignar los lugares a quienes hayan comprado entradas para la carrera que se efectuaría el 29 de marzo antes de que NASCAR suspendiera su temporada debido al coronavirus.

Complicaciones

Gossage describió este proceso como armar un rompecabezas. Hay entre 25.000 y 30.000 boletos para la carrera, aunque los aficionados aún pueden solicitar un reembolso o un crédito para futuras competiciones.

“Si todo mundo responde y quiere sentarse de dos en dos, se necesitarán muchos más asientos vacíos entre ellos. Si son grupos de cuatro, seis y ocho, y cosas así, la densidad será poco mayor”, apuntó.

“Así que no sé cuántos habrá. Y no nos enfocamos en algún número. Sólo queremos que todos estén sentados adecuadamente, con distanciamiento social, para que estén seguros y se diviertan”.

La IndyCar inauguró hace dos semanas sin aficionados su aplazada temporada en Texas en lo que de otra manera sería el punto intermedio de una temporada de 17 pruebas de la serie de bólidos open-wheels (neumáticos extendidos al exterior).

No se permitirán espectadores en las carreras NASCAR Xfinity (la segunda categoría) ni de la Serie de Camionetas en Texas del día previo a la carrera de la Copa.

Previsiones

NASCAR tiene previsto permitir la asistencia de 30.000 personas en Bristol para la Carrera de las Estrellas que se efectuará cuatro días antes de la carrera de la Cup Series en Texas.

Debido a un aumento reciente en los casos de COVID-19 en Carolina del Norte, la carrera fue cambiada de su sede, la pista Charlotte Motor Speedway.

Unos 1.000 aficionados, principalmente personal militar, fueron autorizados a presenciar la carrera de Copa de la semana pasada en la pista Homestead-Miami Speedway. Se prevé una concurrencia de unos 5.000 aficionados el domingo en la pista Talladega Superspeedway en Alabama.

Fort Worth / Steven Hawkins / AP

Share This:

Por

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!