Cementeros protestaron para exigir mejoras en beneficios laborales

El popular puente Colombia, ubicado en Guanta, fue el primer punto de concentración utilizado este miércoles por trabajadores de Venezolana de Cementos (Vencemos), antigua Cemex, para alzar su voz de protesta a fin de que les mejoren sus beneficios laborales.

Luego de  estar en el sitio por unos pocos minutos, los cementeros iniciaron una marcha hacia la plaza Bolívar de la ciudad portuaria, donde gritaron consignas alusivas a sus exigencias: mejor seguro de Hospitalización, Cirugía y Maternidad (HCM), pago de sueldo a tiempo (el día que corresponde) y dotación de uniformes para trabajar.

“La nómina que cobra los jueves en la mañana le pagaron el sueldo el viernes en la noche, ni los trabajadores ni nuestros familiares tienen garantizada la salud. Se están violando las cláusulas del contrato colectivo, por eso decidimos protestar. Somos 1.900 los  afectados, sólo en Anzoátegui”, expresó el sindicalista Dennis Núñez.

Pasadas las 9:30 am, el alcalde de Guanta, Marcelo Galvis, junto con varios de los integrantes de su gabinete, y funcionarios policiales, intentaron disolver la manifestación, pero los trabajadores no cedieron.

Según versión de los manifestantes, el mandatario local mostró una actitud violenta hacia ellos y por tal motivo hubo empujones, durante varios minutos,  entre cementeros y miembros del ayuntamiento.

Luego se calmaron los ánimos y el alcalde atendió a una comisión de los trabajadores. “Fuimos educados aceptando hablar con el alcalde, pero sabemos que él no tiene la facultad para darnos respuestas. Nuestro llamado es al presidente de la República, Nicolás Maduro, a que atienda nuestro reclamo”, dijo Núñez.

Al terminar el encuentro con Galvis, los manifestantes se fueron marchando hacia la plaza de cemento, ubicada en Pertigalete. Ellos afirmaron que a la acción de protesta se unieron empleados de las concreteras de Barcelona y El Tigre, así como los que laboran en Ciudad de Guayana, todos pertenecientes  a Vencemos.

Aunado a este reclamo, tanto Núñez como el dirigente sindical Luis Chaparro denunciaron que desde la semana pasada está parado el despacho de cemento en la entidad porque los nuevos directivos de la empresa no han dado la autorización para trabajar.

Señalaron que la planta de Guanta está operando a 12% de su capacidad, por lo que temen quedar desempleados en los próximos días. Exhortaron al presidente Maduro para  que “saque” a los militares de los altos cargos de la industria del cemento porque son responsables de su  mal funcionamiento y “tienen pasando hambre a los trabajadores.

Agregó que seguirán haciendo asambleas y jornadas de protestas hasta que las autoridades nacionales se pronuncien en torno a esta situación laboral.

Guanta / Jesús Bermúdez

Share This:

Por

Publicidad

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!